Toto Wolff:

Por Lucas Formula1Argentina 07/08/2018



“La lucha al frente es más emocionante que nunca, aunque las cosas también están muy ajustadas en la zona media de parrilla”, afirma el de Mercedes. “Las carreras no solo nos han brindado grandes luchas rueda a rueda, sino que también nos han dado ganadores sorprendentes: en siete de las doce carreras ganó el coche que no era el más rápido. En general, diría que la temporada de 2018 ha sido una propaganda maravillosa para el deporte. Para nuestro equipo, el análisis de mitad de temporada es positivo, dado que lideramos ambos mundiales. Esto se lo debemos a nuestros equipos en Brackley y Brixworth y a las habilidades de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas”, señala Toto Wolff.

Por otra parte, el austriaco reconoce que Mercedes ya no es dominante como en temporadas anteriores y que cedieron varios puntos en la primera parte del año. Los de Maranello como los de Milton Keynes mejoraron su nivel de gran manera y, debido a estos progresos, ya no logran sacar las ventajas en carreras que estaban acostumbrados en años anteriores. “Al mismo tiempo, nos hemos dado cuenta de que hemos cedido puntos en varias carreras, así que debemos ir a por todas en la segunda mitad de temporada”, comenta el austriaco. “Trabajaremos muy duro tras el parón veraniego, pero ahora todo el mundo se merece un descanso para volver con fuerza necesaria como para mejorar el rendimiento en la segunda mitad de año”, finaliza Toto Wolff.

El sobrecalentemiento de los neumáticos traseros ha sido un talón de Aquiles para los de Brackley tradicionalmente, aunque este año el problema se ha intensificado debido a las cortas diferencias entre los equipos punteros y a la marcha extra que los alemanes se han visto obligados a meter para seguir al frente de la parrilla. Sin embargo, Lewis Hamilton consiguió ganar un Gran Premio de Hungría extremadamente caluroso, aunque el propio jefe del equipo, Toto Wolff, señala al poder rodar en aire limpio durante gran parte de la carrera como principal motivo del buen rendimiento del Mercedes aquel domingo. “El aire limpio juega un papel importante, pero es un poco misterioso que a veces rindas bien con un neumático y no con otro. Creo que Ferrari le pasó lo contrario”, afirma el propio Wolff. “Más datos para recopilar, más para comprender, pero la sensación prevaleciente y dominante para nosotros es que ganamos la carrera en Budapest con una temperatura de pista de 60 grados. Eso esa algo que no creíamos posible para nosotros. Me da una buena sensación de que hemos entendido más y podemos ser más competitivos en las carreras del futuro”, añade el de Mercedes para concluir.


blog comments powered by Disqus