Toto Wolff:

Por Diego Formula1Argentina 11/09/2017 18:00



Toto Wolff, ha comentado que el próximo GP de Singapore, que se celebra este mismo fin de semana en el circuito de Marina Bay, beneficiará a los dos principales rivales de la marca de Brackley, Ferrari y Red Bull, debido al diseño y características del trazado. Sin duda, y mirando hacia atrás en el pasado, Singapur no ha sido el mejor circuito para el equipo de la estrella de tres puntas durante estos últimos años.

“Hasta ahora, este año, hemos visto el péndulo balancearse de acuerdo al tipo de circuito. Sobre el papel, Singapur es el tipo de circuito que debe favorecer tanto a Ferrari como a Red Bull. Ambos han demostrado un fuerte rendimiento en los circuitos de baja velocidad que exigen la máxima carga aerodinámica, y nosotros hemos tenido una vida más complicada en estos circuitos este año”, afirma el propio Wolff. Los de Brackley han sufrido en circuitos donde la carga aerodinámica era muy necesaria y han obtenido varios resultados negativos en estos Grandes Premios en circuitos lentos y revirados. Pese a ello, el rendimiento del coche alemán mejoró en Hungría y con los progresos que han demostrado, Mercedes espera estar en buena forma en las calles de Marina Bay.

“A veces, características como estas, simplemente se extraen del ADN del coche. Sin embargo, hemos aprendido mucho de nuestras luchas en Mónaco, hemos elevado considerablemente nuestro nivel de rendimiento en Hungría y hemos avanzado mucho en entender lo que necesitamos para aprovechar al máximo el chasis”, confirma el jefe del equipo alemán. Si en algo se está basando el progreso de Mercedes este año, ello es, sin duda, los continuos progresos que se están viendo obligados a realizar debido a la cercanía con sus rivales, una situación que no han vivido en los últimos tres años y que ahora, con Ferrari y Sebastian Vettel en plena lucha por el mundial, deben afrontar para conseguir cada victoria y cada podio.

“Identificar claramente nuestras fortalezas y debilidades ha sido la fuerza de nuestro equipo en las últimas temporadas. Hemos trabajado para ser cada vez mejores en cada área, hemos puesto el dedo en la herida con el fin de entender las causas de nuestras malas y buenas actuaciones. En 2015, Singapur nos proporcionó una de las experiencias más dolorosas en las últimas temporadas, así que nos recogimos las mangas, aprendimos de ello y conseguimos recuperarnos con una gran victoria el año pasado”, añade el de Mercedes. Marina Bay es un circuito complicado, donde las altas velocidades no son protagonistas y donde es fácil cometer un error que lleve a los pilotos contra el muro. Mercedes afronta un final de temporada muy disputado, algo que, hasta el año pasado, no había ocurrido más que con la lucha entre sus dos pilotos. “Pero a pesar de ese éxito, este es un circuito que hemos encontrado difícil de dominar con su combinación de curvas angostas y complicadas, rectas relativamente cortas y superficie irregular. Nos dirigimos a Asia con la expectativa de que tenemos un gran desafío por delante esta vez”, completa Wolff para finalizar.


blog comments powered by Disqus